Lammasu

En la mitología mesopotámica, Lammasu era un ser celestial conocido por tener un cuerpo de toro, la cabeza y las alas del hombre, se decía que tenía el poder de expulsar a los enemigos y a los espíritus malignos, por lo que la cara de Lammasu fue tallada en la arcilla y colocada en las puertas de las ciudades y los palacios como un símbolo protector.

Deja tu opinión