Pasittu

En primer lugar, uno de los dioses mesopotámicos más temidos de la época fue Pasittu, un demonio babilónico que, por orden de la diosa Nintu y Enki, tuvo que separar a todos los bebés de sus madres, ya que desde su perspectiva, él controlaría el crecimiento de la población humana, por lo que decidieron crear este gran demonio.

Pasittu

Dde una manera drástica, no dejaron pasar la propuesta que Enlil les había hecho. Enki y Nintu (que era la diosa del vientre materno) deciden que a partir de ese momento, un tercio de la población femenina ya no podrá dar a luz satisfactoriamente porque el demonio Pasittu ha tomado al bebé en brazos de su madre.

¿Por qué piensas eso?

En cuanto a la historia contada en el mito de Atrahasis, la gran diosa está entusiasmada con a inundación y jura por un collar que recuerda ese día y c es cuando Enlil descubre el barco y se enfada porque sabía que Enki podía salir con esa cosa.

También admite que le aseguraron que estaba seguro de advertir a Atrahasis del “desafío” del Enlil y dice: “Me aseguraré de que se preserve la vida”, de esta manera, Enki logra convencerlo y le dice que deberían buscar un plan más humano (menos radical) para poner fin a este gran problema que ha generado tanto ruido.

Finalmente, cEnki y la diosa de la matriz Nintu se encuentran allí y logran crear Passitu para poder controlar el crecimiento de la población que existía porque si las mujeres daban a luz a sus bebés, este demonio podía sacarlo de sus brazos, para que la existencia de nuevas personas no aumentara.

Además, también han creado varias clases de mujeres del templo que no tienen derecho a tener hijos.

Deja tu opinión